LA EXTRAORDINARIA AVENTURA DE ALPHONSE VAN WORDEN

Manuscrito encontrado en Zaragoza (Wojciech J. Has, 1965).
Editada en DVD por Notro Films

No pudo imaginar Wojciech J. Has cuando rodaba documentales y películas de divulgación científica entre 1947 y 1955 que, años después, cansado del realismo, acabaría firmando dos largometrajes completamente opuestos y entroncados dentro de la fantasía gótica: El manuscrito encontrado en Zaragoza (1965) adaptación del libro de Jan Potocki y Sanatorio bajo el signo de la clepsidra (Sanatorium pod klepsydra, 1973), basada en una novela de Bruno Schultz. Además, su independencia creativa hizo que su obra navegase por otros derroteros temáticos, alejándose de los caminos emprendidos por sus compañeros de generación, entre los que se encontraban Andrzej Wajda, Andrzej Munk o Jerzy Kawalerowicz, interesados en hacer un cine más comprometido

El ansia de conocimiento del conde Jan Potocki (1761-1815) le llevó a adquirir una cultura enciclopédica, hablar con fluidez varios idiomas, crear una editorial o sobrevolar Varsovia en globo con un célebre argonauta galo llamado François Blanchard. Pero sobre todo, fue un infatigable aventurero que, como muchos viajeros de su época, recorrió parte de Europa y del Norte de África, Egipto o Turquía. E incluso un frustrado viaje a China, formando parte de una comitiva rusa que detuvieron en Mongolia, debiendo regresar de nuevo. Experiencias que fue reflejando en sus diversos libros de viajes.

Al igual que posteriores literatos como Washington Irving, Potocki tampoco pudo evitar el impacto que le produjeron las tierras españolas cuando las visitó en tiempos del rey ilustrado Carlos III. Hechizo que dio origen a su única novela que, dividida en dos partes, redactó en francés: Manuscrit trouvé à Saragosse. Un clásico de la literatura fantástica supuestamente encontrado, según afirma el autor en el prólogo, por un oficial del ejército napoleónico tras el sitio de la capital aragonesa.

Has adapta fielmente las 14 jornadas en que está estructurada la primera parte del libro cuyo esquema argumental funciona a modo de cajas chinas, es decir, historias dentro de otras historias y que tienen como eje central las extraordinarias vivencias del noble caballero Alphonse Van Worden a su paso por Sierra Morena con destino a Madrid. En su itinerario se verá involucrado en insólitas aventuras sobrenaturales en las que se le aparecen inquietantes seres. Espectros, princesas moriscas, poseídos, bandidos, pícaros, gitanos, anacoretas o cabalistas que habitan lúgubres posadas o deambulan por áridos paisajes, poblados algunos de esqueletos o ahorcados. Atmósferas fantasmagóricas impregnadas por un exotismo en el que se mezclan el pintoresquismo local con el orientalismo salpicadas, al mismo tiempo, de enigmas, ocultismo y leyendas, ingredientes que, por otro lado, cautivaron al viajero decimonónico.

Aspectos con los que Has concibe una atractiva composición de imágenes aderezada por una cuidada puesta en escena, a lo que se suma la excelente banda sonora, del ahora septuagenario, Krzysztof Penderecki que elabora una rica arquitectura melódica por la que transitan registros atonales, momentos sinfónicos -incluso en los títulos de crédito, el compositor polaco hace un giño a Beethoven, incorporando algunas notas de la Novena Sinfonía- y fragmentos con influencias de la música española.

Y Zbigniew Cybulski, el actor que encarna al caballero Alphonse Van Warden, considerado por muchos de sus coetáneos el James Dean polaco y a quien Andrzej Wajda catapultó a la fama con Cenizas y diamantes (Popiól i diament, 1958). Y aunque falleció joven, con apenas 40 años de edad, no tuvo el final de Potocki, que como su vida, fue de leyenda: segun cuentan, enfermo y sumido en sus propios delirios, de un disparo se voló los sesos con una bala de plata que él mismo se había fabricado. Sin embargo Zbyszek, como llamaba Wajda al intérprete, simplemente se cayó al coger un tren en marcha, ese que le debía de llevar a Varsovia.

Carlos Tejeda
Copyright La hija de Laughton S.L. (Kane3)

Manuscrito encontrado en Zaragoza (Rekopis znaleziony w Saragossie, 1965)
Director: Wojciech J. Has.
Guión: Tadeusz Kwiatkowski según la novela homónima de Jan Potocki.
Fotografía: Mieczyslaw Jahoda.
Música: Krzysztof Penderecki.
Dirección artística: Tadeusz Myszorek y Jerzy Skarzynski.
Montaje: Krystyna Komosinska.
Intérpretes: Zbigniew Cybulski, Iga Cembrzynska, Elzbieta Czyzewska, Gustaw Holoubek, Stanislaw Igar, Atanislawa Jedryka, Janusz Klosinski, Bogumil Kobiela, Barbara Krafftowna, Jadwiga Krawczyk.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s